>   NÚMERO 52

Internacionalización y estrategia de las multinacionales brasileñas

CÉLIO HIRATUKA Y FERNANDO SARTI
 | 

La recuperación de las inversiones extranjeras en los años noventa supuso la vuelta de las transnacionales brasileñas a estrategias de expansión. En 2008 las ventas de esas empresas alcanzaron los 290.000 millones de dólares, el 25,3% del total en el exterior.

La economía brasileña presenta entre sus características básicas un elevado grado de internacionalización de la estructura productiva, con una amplia presencia de empresas de capital extranjero que ejercen un papel de liderazgo en diversos sectores económicos. Éste no es de ningún modo un fenómeno nuevo. La inversión extranjera directa (IED) y el papel preponderante de las empresas transnacionales (ETN) en los sectores más dinámicos, son aspectos constitutivos del propio proceso de industrialización brasileño. En especial, en el periodo de la inmediata posguerra hasta el final de la década de los setenta, las filiales de las ETN, articuladas por la planificación estatal con las empresas de capital nacional privado y público, fueron fundamentales para el desarrollo y la consolidación de una estructura productiva diversificada y convergente con la de los países más desarrollados, al menos en lo que respecta al peso de los diferentes sectores en la estructura industrial.

PARA LEER EL ARTÍCULO COMPLETO