>   NÚMERO 16

Relaciones diplomáticas con España

INFORMACIÓN PROCEDENTE DE LA OFICINA DE INFORMACIÓN DIPLOMÁTICA, MINISTERIO DE ASUNTOS EXTERIORES, MADRID, ENERO DE 2001.
 | 

Por acuerdo del consejo de ministros de 11 mayo de 1951 se creó la embajada de España en la República Federal de Alemania (RFA). Un año después el 17 julio de 1952 el príncipe Adalberto de Baviera era nombrado embajador de la RFA en España.

Los diferentes viajes de los Reyes de España a la RFA no hacen sino confirmar el carácter extraordinariamente fluido de las relaciones bilaterales, la ausencia de conflictos y la coincidencia de intereses en asuntos capitales de la política exterior.
Las autoridades de ambos países han mantenido frecuentes encuentros en los que se manifiesta la voluntad de entendimiento, no sólo en lo que atañe a las relaciones bilaterales, sino en los problemas que se plantean en el área político-geográfica común. En esta línea es necesario destacar la celebración anual de las llamadas cumbres hispano-alemanas, institucionalizadas en 1983.

España y su opinión pública apoyaron la reunificación de Alemania desde el primer momento. Fue evidente y notable la simpatía que el proceso unificador despertó entre la población española. Con motivo de la reunificación en octubre de 1990, la Oficina de Información Diplomática (OID) hizo público el siguiente comunicado, suscrito por los doce Estados miembros de la entonces Comunidad Europea (CE):
Declaración de los Doce sobre la unificación alemana (Bruselas, 2-10-1990)

“Alemania recobra hoy su unidad, poniendo así fin a una situación anómala que durante tantos años ha sido la señal más visible de la división de Europa, el legado de una guerra que pertenece ahora a un pasado lejano. Un pueblo que enriqueció tanto nuestra civilización común recupera su legítimo lugar en Europa y en el mundo. Contempla por fin la realización de una anhelada aspiración firmemente apoyada por la comunidad y sus Estados miembros que, en consecuencia, comparten la alegría del pueblo alemán con ocasión de este…

PARA LEER EL ARTÍCULO COMPLETO