POLÍTICA EXTERIOR  >   NÚMERO 155

Sistemas fiscales efectivos, eficaces y justos

ÁNGEL GURRÍA
 | 

En un contexto de crisis, la evasión de impuestos hacia paraísos fiscales y el hecho de que las multinacionales logren tipos impositivos reales muy bajos, gracias a la planificación fiscal, minan la confianza en los sistemas fiscales. La cooperación internacional es fundamental.

Llevamos cinco años sumidos en una crisis financiera mundial, en un entorno económico y social difícil, que ha obligado a los países a recortar servicios públicos y subir impuestos. En este contexto, la atención se centra cada vez más en aquellos que, de manera ilegal, evaden los impuestos que adeudan o que, de manera legal, no cumplen con sus obligaciones fiscales. La evasión de impuestos hacia paraísos fiscales y la planificación del pago del impuesto de sociedades, que deriva en la erosión de la base imponible (base erosion) y en el traslado de beneficios (profit shifting) –BEPS, por sus siglas en inglés–, privan a los gobiernos de ingresos fiscales y dañan la percepción de equidad de los sistemas fiscales nacionales. Es hora de abordar estos problemas de manera exhaustiva e inclusiva, como propone la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE).

En el ámbito fiscal, el principal trabajo de la OCDE ha consistido en desarrollar, basándose en el consenso internacional, normas comunes para eliminar la doble imposición en las inversiones transfronterizas, en concreto el Modelo de Convenio Fiscal (base de más de 3.000 tratados fiscales bilaterales) y las Directrices de Precios de Transferencia (normas comunes para repartir beneficios entre los miembros de un grupo de empresas afiliadas). El objetivo del Programa de Relaciones Mundiales de la OCDE en cuestiones fiscales es incrementar el diálogo global para permitir el desarrollo y la aplicación de normas y buenas prácticas en los países miembros de la organización, las economías emergentes y los países en desarrollo.

Asimismo, los análisis sobre…

PARA LEER EL ARTÍCULO COMPLETO