Alfombra roja: Ellen Johnson-Sirleaf

AUREA MOLTÓ
 |  15 de mayo de 2015

APODO: Mama Sirleaf / Dama de hierro

FRASE: “El ébola llegó y nos dio un nuevo reto”

CURRÍCULO: El 8 de noviembre de 2005 Ellen Johnson-Sirleaf ganó las elecciones presidenciales de Liberia y se convirtió en la primera mujer jefe de Estado en África. Fue democráticamente reelegida presidenta en 2011. Nacida en Monrovia en 1938, Johnson-Sirleaf se trasladó a Estados Unidos en 1961, donde se graduó en Economía en la Universidad de Colorado y realizó un máster en Administración Pública en la Universidad de Harvard. En 1972 regresó a Liberia para ocuparse del ministerio de Hacienda en el gobierno de William Tolbert. Tras el golpe de Estado de Samuel Doe, en 1980, se exilió en Kenia, donde dirigió la oficina regional de Citigroup en África. Regresó a su país en 1985 como opositora al gobierno de Doe y fue condenada a prisión por 10 años. Tras un año en la cárcel, pudo exiliarse de nuevo, esta vez en EE UU. En 1992 ocupó la dirección regional para África en el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD). Regresó a Liberia en 1997 para enfrentarse a Charles Taylor en unas elecciones cuestionadas en las que Johnson-Sirleaf obtuvo el 10% de los votos. Tras el final de la segunda guerra civil liberiana, en 2003, Johnson-Sirleaf encabezó la Comisión para la Reforma y participó en el gobierno de transición. En 2011 recibió el premio Nobel de la Paz, compartido con la liberiana Leymah Gbowee y la yemení Tawakel Karman.

MÉRITOS: Si en su primer mandato tuvo que afrontar la reconstrucción de Liberia tras una guerra civil de 14 años (1989-2003), en el segundo ha tenido que combatir el mayor brote de ébola registrado en el mundo, cuyo epicentro ha estado en su país y los vecinos Sierra Leona y Guinea Conakry. Johnson-Sirleaf ha salido victoriosa de este combate: el 9 de mayo, tras 42 días sin ningún contagio, la Organización Mundial de la Salud declaró a Liberia libre del ébola. La porosas fronteras hacen temer un rebrote, pero si Liberia ha logrado erradicar el ébola 10 meses después de detectarse el primer caso ha sido gracias a la efectiva campaña de salud liderada por Jonhson-Sirleaf y seguida por los liberianos. Ha sido el país más golpeado por el virus: 4.716 personas muertas. En lo peor del brote, en agosto y septiembre de 2014, Jonhson-Sirleaf tomó decisiones muy cuestionadas como prohibir las reuniones masivas de personas o poner en cuarentena algunos barrios de la capital, Monrovia, donde llegaron a registrarse 400 contagios semanales.

Llamada por unos mama Sirleaf y calificada por otros como la Dama de Hierro, la presidenta de Liberia combina las facetas de confidente y luchadora. Se ha pasado toda su vida reconstruyendo: carreteras, redes eléctricas, escuelas, instituciones, un sistema sanitario siempre precario… También, la propia esperanza de los liberianos y el reconocimiento internacional del país. Antes del primer caso de ébola detectado en Liberia, en marzo de 2014, Jonhson-Sirleaf había conseguido llevar la economía liberiana por la senda del crecimiento. El virus no solo ha detenido los avances de la última década, sino que ha dejado a los liberianos exhaustos. El Banco Mundial estima el impacto sobre PIB podría ser una caída del 12%. A los 77 años, Jonhson-Sirleaf se muestra dispuesta a empezar de nuevo.

Datos de contacto:

Twitter: @EllenJohnSir

Facebook: Sirleaf Ellen Johnson

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *