POLÍTICA EXTERIOR  >   NÚMERO 203

Xi Jinping y Vladímir Putin (Moscú, 23 de marzo de 2013). AFP/GETTY

Afganistán y el alba de la gran competición

La fracasada aventura militar de EEUU presagia el recrudecimiento de la rivalidad con China y Rusia, decididos a apuntalar lo que perciben como el declive acelerado de Occidente.
NICOLÁS DE PEDRO
 | 

A intervención de Estados Unidos en Afganistán es historia. La retirada de sus últimos efectivos marca un punto final para Washington no solo en el teatro afgano. El apetito por los grandes despliegues en escenarios secundarios y con una agenda de construcción nacional (nation building) se ha evaporado por completo. La sensación de fracaso tras 20 años de conflictos irregulares en Irak y Afganistán, y la convicción de que adversarios como Rusia y, singularmente, China han aprovechado este periodo para fortalecer su posición global a costa de la de EEUU han cambiado el foco en Washington. La competición estratégica y creciente rivalidad geopolítica con China es el vector que articulará el conjunto de la política exterior estadounidense y el factor clave que moldeará la política internacional de la presente década.

Para Afganistán, por contra, la retirada de EEUU es tan solo un punto y seguido en el conflicto endémico que sufre desde el inicio de la intervención soviética en diciembre de 1979. Ahora, pese al heroísmo de algunos afganos, da la impresión de que nada podrá contener el impulso talibán por hacerse de nuevo con Kabul y el conjunto del país. Como reflejo de los nuevos tiempos, a finales de julio, el ministro de Asuntos Exteriores chino, Wang Yi, recibió en Pekín a una nutrida delegación talibán. Previamente, en una entrevista publicada el 9 de julio por el South China Morning Post, el portavoz de los talibanes ya había indicado que consideran a China “un amigo” y que sus inversiones serán bienvenidas y su seguridad garantizada.

Pekín, por su parte, ha mostrado su disposición para desarrollar, entre otras, la autopista Kabul-Peshawar, o lo que es lo mismo, conectar Afganistán con el Corredor Económico China-Pakistán, proyecto bajo el paraguas de la Iniciativa de la Ruta y la Franja (BRI, por sus…

PARA LEER EL ARTÍCULO COMPLETO